¿Dietas milagro?


| REPORTAJE |

¡¡¡NO!!! ¡¡¡Rotundamente NO!!!

La ilusión de perder rápido esos kilos de más, en ocasiones, nos puede hacer recurrir a alguna de las llamadas “dietas milagro” o al consumo de productos adelgazantes, que entre sus virtudes prometen una pérdida rápida de peso, sin esfuerzo y comiendo de todo. Si algo tienen  en común este tipo de dietas, es la rápida recuperación de los kilos perdidos y en ocasiones, lo más peligroso, la alteración de determinadas funciones y componentes de nuestro organismo.

La pérdida o ganancia de peso, es consecuencia del desequilibrio ocasionado entre la ingesta de calorías a través de los alimentos y el consumo de las mismas por parte de nuestro organismo. Cada persona tenemos un gasto calórico mínimo, conocido como metabolismo basal, que se traduce en la cantidad de calorías que nuestro organismo necesita para realizar sus funciones básicas, para que nuestros órganos funcionen. Este metabolismo basal varía según el sexo, la edad, la altura y la actividad física de cada individuo.

Cuando en nuestra dieta ingerimos alimentos que nos proporcionan más calorías de las que necesitamos, esos alimentos se transforman depositándose y dando lugar a un aumento de peso.

Hacer una dieta hipocalórica y aumentar la actividad física sabemos que es la fórmula perfecta para perder peso. Sin embargo, en muchos casos no es tarea fácil y más, cuando queremos ver rápido los resultados.

Sin título

Dieta y ejercicio son los pilares para alcanzar nuestro objetivo. Se trata de evitar determinados alimentos, esos los tenemos prohibidos: dulces, fritos, rebozados, salsas, mantequilla, embutidos más grasos (chorizo, salchichón) en la medida de lo posible. Otro grupo de alimentos, los hidratos de carbono (cereales, pan, pasta, arroz, patata), los comeremos con moderación, racionados, mejor en plato de postre. Los lácteos desnatados, leche y yogures, en el desayuno o en el postre.

Por el contrario, verduras, casi toda la fruta, legumbre (cocinada con verdura), pescado, carnes magras, pollo, pavo, conejo; formarán parte de nuestra dieta sin necesidad de racionarlos, siempre que utilicemos formas más saludables de cocinarlos: en crudo,a la plancha, en el horno, al vapor. Aumentar la ingesta de fibra cuando estamos a dieta es importante, nos aporta mayor sensación de saciedad, regula la movilidad intestinal y limita la absorción de determinados alimentos.

Siempre emplearemos aceite de oliva para cocinar, pero racionado. Un par de cucharadas soperas deben ser suficientes para cocinar los alimentos de todo un día, por persona. De nada nos sirve hacer una buena ensalada, si la rociamos con un generoso chorro de aceite, multiplicamos enormemente la cantidad de calorías del plato que en este caso estamos preparando. En este sentido, los sprays son muy útiles para dosificarlo.

Poca sal. Generalmente, estemos o no a dieta, ingerimos mucha más cantidad de sodio de la que necesita nuestro organismo. Un exceso de sal en la dieta contribuye, como poco, a retener líquido. Lo que se traduce, en un aumento de volumen y de peso corporal.

Mejor 5 que 3 comidas al día. Tomando algún alimento a media mañana y media tarde, una pieza de fruta, por ejemplo, llegaremos con menos ansiedad a las comidas principales y nos será más fácil el cumplimiento de la dieta. Además, el realizar periodos largos de ayuno ponen en alerta a determinadas hormonas en nuestro organismo, que favorece una menor combustión de los depósitos grasos, ralentizando su metabolismo.

Por supuesto, es indispensable la ingesta de, al menos, 1,5l. de agua al día. Las infusiones, utilizando algún edulcorante para evitar el azúcar, son un buen aliado.

A todo lo dicho anteriormente, si fuera necesario, podemos añadirle alguna ayuda, esta vendrá condicionada por el tipo de vida, las necesidades o la expectativa de abandono de la dieta  si el objetivo de peso deseado se prolonga mucho en el tiempo, de cada persona. Hay una gran variedad de productos enfocados a la pérdida de peso, pero siempre será el profesional sanitario quien mejor pueda aconsejarte el más indicado. ¡¡Visita tu farmacia y consúltanos!!

Anuncios


Categorías:Salud

Déjanos tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: