“Acuerdo histórico” entre CiU y ERC


| INFORMACIÓN |

Mas y Junqueras escenifican el pacto que culminará con una consulta sobre el futuro de Catalunya en el 2014

Artur Mas y Oriol Junqueras han escenificado el “Acuerdo para la Transición Nacional y para la estabilidad del Govern” en el Parlament de Catalunya que permitirá la gobernabilidad de la Generalitat, como mínimo, hasta la celebración de la consulta, prevista para el 2014. Los detalles de este pacto seguirán dos líneas paralelas: en primer lugar, todo aquello referente a la consulta independentista y a la creación de “estructuras de Estado” para Catalunya, tales como el total despliegue de su Agencia Tributaria, el proceso de conversión del Instituto Catalán de Finanzas en el banco público catalán y el camino hacia una construcción de la Administración y Tesorería de la Seguridad Social. Estas acciones se irán desarrollando a lo largo del año 2013 para poder garantizar la celebración de un referéndum sobre la independencia “a lo largo del 2014”, bajo la legalidad y con la intención de pactarlo previamente con el gobierno central. Sobre este último aspecto se ha manifestado la Vicepresidenta Primera del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, declarando que existen “muchos mecanismos” para frenar la consulta. Sea como fuere, y si ningún “condicionante social, político o económico” lo impide, la Generalitat querrá consultar al pueblo catalán sobre su futuro dentro de dos años.

El pacto incluye una consulta para el año 2014.

CiU y ERC escenifican el “acuerdo histórico” para la gobernabilidad y el futuro de Catalunya.

La otra parte del acuerdo rubricado entre los dos líderes nacionalistas trata sobre las políticas económicas que Catalunya irá aplicando a lo largo del 2013. Como ya anunció Actualidad24 el pasado 17 de diciembre, CiU y ERC han pactado reformas que incrementan la presión fiscal en aquellos aspectos en que la Generalitat tiene competencias, a saber:

– Reimplantación del impuesto de sucesiones para las rentas más altas.

– Ampliación del tramo impositivo para el impuesto de patrimonio.

– Gravamen sobre grandes superficies y bebidas con exceso de azúcar.

– Impuesto sobre la producción de residuos nucleares y las emisiones de gases contaminantes.

– El “Euroviñeta”, ya implantado en otros países de Europa, que recaerá sobre aquellos vehículos pesantes que atraviesen el territorio catalán por las vías de gran capacidad.

– Estudio de aplicación de medidas fiscales para pisos desocupados, con el fin de fomentar su alquiler.

– Tasa a los depósitos bancarios.

La voluntad del acuerdo pasa por mostrar a la sociedad que, aunque la subida de impuestos no es la respuesta óptima para la salida de la crisis, ayudará a evitar una parte de los recortes, cuyas consecuencias serían mucho peor. Además, han querido poner de manifiesto que el objetivo de déficit es demasiado exigente y que los recortes solo se producirán porque de ello depende la financiación estatal a través del de Fondo de Liquidez. O lo que viene siendo lo mismo: “la independencia es necesaria para no depender de un estado que oprime y exprime económicamente a Catalunya”. A todo esto, se ha remarcado la voluntad de ambas partes es pedir más a los que más tienen, aunque muchos expertos ya han previsto que la mayoría de los impuestos aquí citados acabarán revirtiendo en las clases medias, puesto que, por ejemplo, no es lo mismo un “impuesto sobre los depósitos bancarios” que un “impuesto a la banca”.

Parece ser que ERC ha condicionado mucho más a CiU de lo que se preveía, en los que muchos ya han etiquetado de “gobierno en la sombra”, aunque la formación republicana lo niega rotundamente. Pero la creación de nueve comisiones que controlarán aquellos aspectos en que el acuerdo aun no está del todo detallado alarga más, si cabe, la sombra de la influencia de ERC en la Generalitat. El debate sobre la idoneidad de este pacto de gobierno está abierto y la oposición ya ha salido a la luz para remarcar la complicada situación que se generará o la necesidad de un gobierno de concentración ante la dificultad económica por la que atraviesa el país.

“El acuerdo más importante de los últimos 300 años”, “un momento que una gran mayoría de catalanes querían ver escenificado”. Palabras del President en funciones ante un auditorio expectante a la par que a la expectativa. Y es que éste es el ambiente global que se respira, de incertidumbre generalizada e ilusión y rechazo de manera repartida. Hoy se da el pistoletazo de salida a una carrera de fondo que llevará consigo los debates dicotómicos entre la legalidad de una consulta en el marco constitucional frente a la voluntad de una gran mayoría de la población de ser consultada sobre su futuro. Una carrera que, vivida con deportividad, puede conllevar un acercamiento de la clase política con los ciudadanos. Pedimos responsabilidad de nuestros gobernantes, voluntad real de diálogo entre todas las partes y, sobre todo, tratar de analizar las sensibilidades reales de la población, en un (humilde) alarde de empatía y pedagogía política en nuestro día a día, que buena falta nos hace.

Anuncios


Categorías:Nacional, política

Etiquetas:, , , , , , , , , , ,

1 respuesta

  1. Nada une más que un ‘enemigo’ común. Esta unión es esperpéntica. El odio mueve cordilleras… pero ese odio se puede volver hacia el que lo fomenta, hacia el instigador y morderle con la fuerza y rabia de un lobo herido.
    Juegan con fuego, siembran vientos.

Déjanos tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: