Entra en vigor un alto el fuego con letra pequeña


Veinticuatro horas después de que se decretara el fin de las hostilidades y se alcanzara el esperado acuerdo entre Israel y Hamás, se respira cierta paz en las ruinas de Gaza.

Alto el fuego en Gaza

Militantes de Hamás celebran el alto el fuego por las calles palestinas.

Las ciudades ponen su broche particular a estos ocho días de contienda. Gaza con ánimo triunfalista lo celebra en las calles, Tel Aviv presume de su ofensiva y no baja la guardia, y El Cairo se consagra como la principal potencia diplomática de la región. La que ha sido la escalada de violencia más grave de los últimos cuatro años, terminaba ayer con un pacto dudoso y unas cifras de daños desalentadoras; pero hoy los ánimos se daban un respiro. Las banderas rebosaban por las calles palestinas y los cánticos de victoria sonaban con tanta energía que ni los fuegos artificiales lograban amortiguarlos.

La operación “Pilar Defensivo”, llevada a cabo por las Fuerzas de Defensa de Israel, dejaba tras el paso de sus bombas 165 víctimas mortales y más de 1.200 heridos palestinos. La respuesta por parte del brazo militar de Hamás se cobraba la vida de cinco israelíes. Esta mañana los ciudadanos no se despertaban entre explosiones y silbidos de cohetes; sino entre los discursos de sus jefes de gobierno, que hacían un llamamiento a la valentía y a la resolución.

“Israel ha fracasado en todos sus objetivos contra la ofensiva (…) no han podido con la resistencia de Gaza” estas palabras convertidas en trofeos, las pronunciaba desde el exilio Jaled Mashal, líder islamista. Al otro lado de la franja, el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu, dejó entrever desconfianza en su alegato y aseguró que su Ejército no tendrá piedad ante la más mínima provocación de Hamás. Por su parte, el peso de Egipto se constató en el comunicado de tregua anunciado por el ministro de Exteriores del país, junto a su homóloga estadounidense Hilary Clinton.

Los puntos discordantes del acuerdo

Se compondría en tres fases principales. La primera de ellas compete al cese total de los ataques por parte de ambos bandos. Al conseguirse esto durante una jornada completa, se daría paso a una segunda fase más compleja que sentaría las bases de una tregua permanente. La complejidad reside en que  previamente han de cumplirse las exigencias de ambas partes. Las demandas de Israel se resumirían en el estado de calma permanente en el sur de país, y en la garantía de que la franja no adquiriese armamento a través del linde con Egipto. Por su parte Hamás exige el fin del bloqueo israelí de las fronteras, para el libre acceso de mercancías y personas dentro y fuera de Gaza.

Por último, el tercer punto estipularía la real negociación del anterior en el caso de que el alto el fuego se cumpliese sin anomalías. Al final de este convenio radican todos los temores y dudas que serán resueltos en pocas horas. Sobre los hombros de los ciudadanos pesan ocho días de huidas, reclusión, barrios destruidos, insomnio y desesperación.

En la supuesta tranquilidad pactada, que se va a vivir en los próximos días, no hay un punto dedicado a las humillaciones que sufren los palestinos en los controles fronterizos; ni uno sobre la arbitrariedad de los asesinatos selectivos; ni uno por cada sentimiento particular de ira que vendrá cuando el miedo haya pasado. Las muertes de hijos, hermanos, vecinos; el derrumbamiento de distritos enteros o los medios de comunicación irrecuperables,  conforman la letra pequeña de un contrato capaz de encender una llama que, ni el Egipto más poderoso ni el Occidente más persuasivo podría sofocar.

Anuncios


Categorías:Internacional

Etiquetas:, , , , , ,

Déjanos tu opinión

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: